Autoestima

HERIDAS DEL ALMA

28 junio, 2020

HERIDAS DEL ALMA

Todos llevamos dentro un niño herido, que era inocente, puro y espontáneo. Este fue creciendo y se encontró con dificultades y oposición a su inocencia y a su pureza. Esto generó traumas, e hizo que aprendiese a ver el mundo como un lugar hostil.
Ese niño herido sólo quería que le quisieran y que le aceptasen. Así que a medida que se hacía mayor fue aprendiendo a ponerse máscaras buscando aceptación y amor.

Aceptar nuestras heridas es aprender a ser responsables y a amarnos incondicionalmente, y esa es la llave para la transformación y la sanación del alma.

Las cinco heridas del alma más comunes son:

•El rechazo: El miedo al rechazo es una de las heridas emocionales más profundas, pues implica el rechazo a nosotros mismos.

•El abandono: La soledad es el peor enemigo de quien vivió el abandono en su infancia.

•La humillación: Esta herida se genera cuando en su momento sentimos que los demás nos desaprueban y nos critican.

•La traición: Haber padecido una traición en la infancia construye personas controladoras y que quieren tenerlo todo atado y reatado.

•La injusticia: La injusticia como herida emocional se origina en un entorno en el que los cuidadores principales son fríos y autoritarios.

No necesariamente tenemos las cinco heridas. Con sinceridad cada uno puede reconocer sus heridas.
Si nos cuesta identificar nuestras heridas es porque nos ocultamos tras una máscara, que se construyó para no ver ni sentir esa herida.

Las máscaras de cada herida son las siguientes:

– Rechazo –> Retraimiento
La persona siente que no tiene derecho a existir, se considera inútil y sin valor, por lo que se aisla del mundo físico y se interesa por el mundo mental e intelectual.
Procura hacerse invisible ante los ojos de los demás, tiene un cuerpo pequeño , delgado, asimétrico, con ojeras y con tendencias a sufrir problemas de piel, con ojos pequeños, voz baja y apagada

– Abandono —> Dependencia
Tiene una actitud y comportamiento dependiente, que busca a toda costa atención, apoyo y sobre todo protección por parte de los que le rodean. Puede volverse una víctima y ponerse enfermo solamente por recibir atención.
Tiene un cuerpo largo, delgado, sin dinamismo, hombros caídos, espalda encorvada, cuerpo flácido, ojos tristes y caídos, voz infantil o quejumbrosa

– Humillación –> Masoquismo
emocional y mental
Es una persona muy sensual a la que le gustan los placeres asociados con los sentidos, pero que los rechaza por miedo a perder el control y a sentir vergüenza. Es muy servicial, come demasiado y a menudo atrae situaciones en público para sentirse humillado.
Tiende a subir muchísimo de peso, tiene cara redonda, baja estatura, ropa muy ceñida, ojos redondos, dulce melosa.

– Traición —> Control
Tiene una personalidad fuerte, le gusta controlar a los demás para que respondan a sus expectativas. No pasa inadvertido, así que busca ser especial e importante, tiende a ser intolerante e impaciente con las personas lentas. Seductor y manipulador. Le cuesta comprometerse con las personas del sexo opuesto.

– Injusticia –> Rigidez
EL perfeccionista, quiere vivir en un mundo perfecto, por lo que se desconecta de su sensibilidad. No admite vivir problemas, sufrir fatiga o incluso malestar físico. Tampoco respeta sus límites, dado que no los siente.
Tiene un cuerpo bien proporcionado, derecho, rígido o partes del cuerpo muy tiesas, rígidas. Tiene una apariencia muy cuidada con vientre plano, tez clara. Ojos penetrantes, brillantes y vivos. Voz seca.

La sanación se produce totalmente cuando nos aceptamos. El perdón hacia uno mismo es lo que finalmente nos sana, y para eso hay que aceptar que uno es responsable de todo lo que le ocurre. En el fondo, todos somos humanos, y aceptar nuestras limitaciones es lo que nos hace humildes y nos permite descubrir nuestra herencia divina.

Abrazo de Luz 🙏

You Might Also Like

No Comments

Leave a Reply

error: Tu esencia Divina 2015